Conectese con nosotros

Opinión

Píntalo de Negro

Los All Blacks llevan casi 8 años liderando el ranking mundial, llegando a los 95.52 puntos, luego de vencer a los Springboks en Ciudad del Cabo, el sábado pasado, por la estrecha cuenta de 25 a 24, los sigue en el ranking Inglaterra con 90.14 puntos.

Por Tata NAVARRO

Y este encuentro que revisamos fue más que áspero, los Boks como de costumbre no escatimaron esfuerzos, con un despliegue físico impresionante dominaron el encuentro ya que los All Blacks solo pudieron imponerse gracias a acciones individuales y aprovechando las pocas oportunidades brindadas por sus contrincantes. Los locales estaban obligados a realizar una buena performance, para dejar definitivamente en el olvido la humillación sufrida a manos de los Hombres de Negro tres semanas atrás, 57 a 0 fue el resultado final de un partido jugado en Auckland en el que los dirigidos por Steve Hansen fueron simplemente una aplanadora y con una cosecha de 8 tries.

Por el lado de los de verde podemos señalar el extraordinario desempeño del segunda línea y capitán Etzebeth (percusiones de miedo) y del hooker Marx (pescador extraordinario y tryman). Los dirigidos por Allister Coetzee fueron muy incisivos en los duelos individuales, se vieron muy bien en los agrupados, no fueron avaros en el marcador ya que se hicieron presentes con tres tries al igual que sus adversarios. Pero eso no bastó para lograr la ventaja; tanto Damian McKenzie, simplemente brillante, como el joven Rieko Ioane fueron determinantes para frustrar las aspiraciones sudafricanas. También hay que considerar la expulsión, aunque discutible, por un codazo en el rostro de Damian de Allende a Sopoaga (que había entrado en reemplazo del 10 Barrett), cinco minutos antes de finalizar el partido, lo que otorgará un penal convertido para un 17 a 25. Vendrá un magnífico try de forwards por parte de Malcom Marx que permitirá sellar el marcador con un 24 a 25 en un partido al que Nueva Zelanda llegó ya coronado campeón del Rugby Championship 2017.

NUEVA ZELANDA UNA NACIÓN DE RUGBY

Indudablemente el rugby a XV es el deporte más popular en Nueva Zelanda con 148.483 licenciados, quinto por su número de practicantes detrás de África del Sur, Inglaterra, Francia, y Australia. Indiquemos que su población no supera los 5 millones de habitantes. Desde las grandes ciudades hasta los pueblitos más chicos, sin olvidar el campo, ningún paisaje neozelandés estaría completo sin las haches de rugby. Por todos lados está presente, en los parques donde libremente chicos y grandes juegan o cuando vamos a un supermercado y nos cruzamos con un hincha que viste los colores de su club.

El rugby fue importado por Charles Monro en 1870. De vuelta a su país luego de estudiar en Inglaterra, él presentará este extraño juego a sus amigos en su ciudad de Nelson y el primer partido de rugby tendrá lugar en la Reserva Botánica de esa localidad; un cartel plantado ahí conmemora el primer encuentro.

El rugby es un elemento vertebrador del país, representando la identidad nacional colectiva más allá de lo imaginable y la educación se apoya en este deporte como nexo entre las culturas maorí y occidental. La Haka “Ka Mate” o “Kapa o Pango” suele ser lanzada por un maorí y también existe un combinado nacional compuesto por jugadores con sangre aborigen. Los jugadores por muy eximios que sean siguen ligados a sus colegios formadores: Kieran Read, el mejor octavo del mundo, que renovó este año hasta 2019 con los Blacks, firmará el acuerdo en su instituto, el Rosehill College de Auckland.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Más en Opinión